Zoe Saldana y Marco Perego se convierten en padres de gemelos

Zoe Saldana y Marco Perego se convierten en padres de gemelos

Escrito por: Elisa    13 diciembre 2014     Sin comentarios     2 minutos

Zoe Saldana y Marco Perego ya son padres y se han estrenado con gemelos. “Ella tuvo a sus gemelos y ella y Marco están tan emocionados“, contaba una fuente E! News. “Estaban rodeados por su familia y amigos. Todo lo que les importa a Zoe y a su marido es que los bebés estén sanos”, añadía.

La actriz, de 36 años, y el artista, de 35 años, se casaron en una ceremonia íntima en Inglaterra durante el verano de 2013. Su embarazo se hizo público en julio y poco después se supo que no esperaba un bebé, sino dos. Fue el Daily Mirror, el primero en dar la noticia, y una fuente contaba: “Esto es un sueño hecho realidad para los dos, están absolutamente encantados. Ellos han estado esperando este día durante los últimos nueve meses. Ambos quieren una gran familia por lo que esto es el comienzo”.

La actriz nunca estuvo preocupada por no estar lista para ser madre y explicaba que siendo un hecho que estaba embarazada, lo estuviera o no, tendría que estar preparada. La protagonista de “Avatar” ha afirmado que quiere una gran familia y explicaba en 2012 que quería al menos dos o tres hijos y luego añadía o cuatro o cinco. Explicaba que le encanta el ruido de una habitación llena de niños y que es muy buena con los niños y con los animales.

En octubre, comentaba que, a pesar de todo el trabajo que se le avecina, harán que funcione. “Tengo que decir que soy muy afortunada. Lo mejor es que todos los productores y creadores envueltos en el proyecto que he hecho Avatar, Star Trek y Guardianas de la Galaxia son muy buenas personas. Así que han sido muy comprensivos, especialmente en lo que concierne a mi vida privada. No he tenido nada más que apoyo. Saber que estamos llegando a un lugar donde las mujeres pueden tener el apoyo de los fuerzas masculinas dominantes es, tengo que decir, muy inspirador”.

Asimismo añadía: “No tiene opción. No quitar a mi hijo del pecho para irme a trabajar. Y si lo hiciera, entonces, quizás no deberías contratarme porque sería capaz de vender a cualquiera”. “Lo bueno es que la mitad de la gente con la que trabajo son padres y ellos lo entienden”.

Vía | E! Online
Foto | Gtres


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

Te pedimos que lo deshabilites para
seguir disfrutando de contenido sin coste.