Madonna y sus peticiones en el backstage de sus conciertos

Madonna y sus peticiones en el backstage de sus conciertos

Escrito por: dlopez    17 junio 2012     1 minuto

Hasta 200 personas trabajan para la cantante en cada concierto

Madonna le da trabajo a doscientas personas en esta gira. Cada concierto es un evento único que la artista prepara a conciencia. Sus treinta años de carrera la avalan como una de las mejores artistas del pop. Su divismo sigue intacto y ahora te contamos qué suele pedir para su camerino en cada concierto.

Treinta guardaespaldas, un chef, un acupuntor, un monitor de yoga y un servicio de limpieza en seco son los requisitos indispensables en su camerino. El aspecto del lugar donde se guarda la ropa que viste en los conciertos es también importante. Debe estar forrado de una tela concreta, en tonos blancos y rosas, con lilas y rosas en colores pálidos cuyo tallo debe medir exactamente seis pulgadas.

Veinte líneas de teléfono con conexión internacional y exclusivamente aperitivos vegetarianos son también requisitos indispensables para la artista. Tras el concierto la artista descansa en una suite que debe amueblarse con sus propios muebles que viajan de ciudad en ciudad. Madonna exige que absolutamente todos los muebles del hotel sean retirados para poner los suyos.

Cinco dobles de la artista y un doble de su hija de Lourdes viajan con ella por todo el mundo. Carlos León, padre de la niña, le aconsejó a Madonna que tomara esta decisión para quitarle a su hija de encima la famosa presión mediática.

¿Es necesario todo lo anterior? Posiblemente no pero teniendo en cuenta los beneficios que obtiene el promotor, las entradas que vende la artista y lo que supone un concierto de Madonna en cualquier ciudad donde se celebre quizás valga la pena cumplir los requisitos anteriores. Dentro de tres días la artista tocará en Barcelona, esperemos que todo vaya bien.

Vía | Hollywood Rag

Deja un comentario


Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.