Jorge Javier Vázquez se arrepiente del trato que se la ha dado a María Teresa Campos en Telecinco

Jorge Javier Vázquez se arrepiente del trato que se la ha dado a María Teresa Campos en Telecinco

Escrito por: dlopez    10 septiembre 2019     Sin comentarios     2 minutos

María Teresa Campos está siendo masacrada sistemáticamente por Telecinco por el mero hecho de haber dejado la cadena. Vázquez se arrepiente.

María Teresa Campos está siendo masacrada sistemáticamente por Telecinco por el mero hecho de haber dejado la cadena. Vázquez se arrepiente. En su blog de Lecturas, el presentador comienza recordando cuándo fue la primera vez que vio a María Teresa en televisión.

«Recuerdo ver a Teresa Campos en el comedor de mi piso de Badalona siendo yo adolescente. Desde el principio, me gustó lo que veía. Primero, en ‘La Tarde’ de TVE, en aquella época de la televisión única y señoras muy educadas que personalmente no me decían ni fu ni fa. Pero, desde el principio, vi algo en ella que me atrapó».

Jorgejaviervazquez

«Fue de las primeras mujeres modernas que descubrí. De las primeras que enarboló la bandera del feminismo en televisión cuando eran muy pocas las que lo hacían. La admiraba tanto que jamás pensé que podría llegar a tener algún tipo de relación con ella, y el día que eso empezó a suceder no podía dejar de recordar a ese adolescente que pasó tantas y tantas horas viéndola».

«Yo con la Campos las he tenido de todos los colores. Cuando estaba en ‘Aquí hay tomate’ la cogimos por banda y le dimos cera para aburrir. No supe cortar a tiempo y recuerdo que uno de mis miedos recurrentes que le contaba a mi psicóloga era encontrármela».

«Sin saber yo mucho de su relación de pareja, entiendo que otro gallo le hubiera cantado con un Edmundo Arrocet a su lado. Un tío que parece pasar de todo y que le da poca importancia a lo que se dice de él. Ayer llamé a la Campos y, como siempre, me cogió la llamada asustada. Desde que la conozco, piensa que cuando la llaman es para comunicarle algo malo, debe ser generacional».

«Después de hablar un rato, acabamos descojonándonos, como de costumbre. Me olvidé decirle que si no fuera tan grande no hablarían de ella. Lo mismo la llamo el fin de semana para recordárselo. No sé muy bien lo que se está contando de ella, pero da igual: esas cosas aumentan la leyenda».

Vía | Lecturas


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.