Heather Locklear decide ingresar, voluntariamente, en una clínica de rehabilitación

Heather Locklear decide ingresar, voluntariamente, en una clínica de rehabilitación

Escrito por: dlopez    1 julio 2018     Sin comentarios     1 minuto

Heather Locklear ha decidido entrar, de forma voluntaria, en una clínica de rehabilitación. La actriz parece tener claro que debe cambiar su forma de vida.

Heather Locklear ha decidido entrar, de forma voluntaria, en una clínica de rehabilitación. La actriz parece tener claro que debe cambiar su forma de vida. Una reciente “sobredosis” podría haber sido la gota que colmara el vaso de su paciencia.

Entre los motivos que alega para su ingreso indica el “abuso de sustancias” y los riesgos para su salud mental. La semana pasada estuvo en una clínica psiquiátrica por lo que todo parece indicar que la actriz es consciente de su pésimo estado de salud.

A sus 56 años, y tras ser una estrella de la televisión, ha sido arrestada por agredir a un agente de policía con una botella tequila y por estrellar su coche contra el vehículo en el que venían los agentes para detenerla. Por suerte, los policías comprobaron que su estado no era el mejor por lo que decidieron llevarla al hospital.

Los médicos que la examinaron confirmaron que no se encontraba en buen estado. Una semana antes, sus padres llamaron a la policía porque Heather estaba buscando una pistola para suicidarse. Ahora, de forma voluntaria, ha decidido ponerle el punto final a estos desmanes y parece tener una firme voluntad para convertir su estancia en la clínica privada en la solución que necesita para convertir su vida en algo distinto.

Esperamos tu opinión a este respecto. ¿Qué piensas de su decisión? ¿Conseguirá Heather salvar su vida? ¿Quizá su falta de popularidad ha provocado estos desequilibrios? Tus respuestas nos ayudarán a conocer mejor el futuro de la otrora idolatrada actriz.

Vía | Page Six


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

Te pedimos que lo deshabilites para
seguir disfrutando de contenido sin coste.