Carlos Lozano y Laura Matamoros se convierten en los dos últimos habitantes de Gran Hermano VIP 4

Carlos Lozano y Laura Matamoros se convierten en los dos últimos habitantes de Gran Hermano VIP 4

Escrito por: Elisa    8 abril 2016     Sin comentarios     3 minutos

Cuando queda una semana para la gran final de «Gran Hermano VIP 4», en la casa solo quedan Laura Matamoros y Carlos Lozano tras la expulsión ayer, primero de Laura Campos y después de Rappel con porcentajes que no llegaban al uno por ciento de apoyos. Además durante la semifinal Jordi González anunciaba que se pondría rostro a los porcentajes de los aspirantes a ganar y así sabíamos que la hija de Kiko Matamoros va por delante del presentador con un 58,5% de los votos frente al 41,5%.

Fue una gala llena de sorpresas para ambos en la que recibieron llamadas de sus seres queridos y en la que hicieron un balance de su estancia en la mítica casa. Carlos Lozano hablaba con su hija Luna. «Estoy con Laura, discutimos siempre y, al final, nos hemos quedado solos los dos», decía a la niña y esta le avisaba: «Mamá te está defendiendo en plató desde el principio» con lo que el presentador se mostraba tranquilo y le explicaba que no se tenía que preocupar por nada.

«El peor momento ha sido encontrarme con mi padre, pensé que me utilizó», decía Laura MatamorosLaura Matamoros hablaba con su madre, Marián Flores. “Te llamo para decirte que estoy muy orgullosa de ti, y lo están todos. Son muchas las personas que creen en ti, estoy deseando verte y abrazarte, te quiero con locura. Me has demostrado que eres una niña muy luchadora, muy sincera y fuerte”, explicaba y por detrás se escuchaban las voces de sus hermanas, Lucía e Irene.

Los finalistas, a los que les espera una semana de convivencia en solitario, respondían a preguntas formuladas por los seguidores del programa en las redes sociales. «Recuperar la relación con mi padre sería idóneo, pero sé que no va a ser así. Me gustaría recuperar la relación con él por encima de ganar Gran Hermano VIP«, contaba Laura y añadía que una conversación con Makoke y con su padre podría haberla tenido antes de entrar.

Mi relación con Miriam es maravillosa, como muchas parejas que hay con diferencia de edad. Lo nuestro es algo muy bonito y a mí lo que hable la gente me da igual, a mí me importa mi hija que fue a la primera que di la noticia”, comentaba sobre su relación con su novia.

Laura Matamoros hacía un balance de su paso por el programa: «Me llevo haber descubierto Gran Hermano y ver el apoyo que tengo. Poder hablar con mi novio y ver a mi perrita ha sido el mejor momento. El peor ha sido encontrarme con mi padre, pensé que me utilizó». «Creo que tengo algún que otro frente abierto cuando salga. En todos los sentidos ha sido increíble. Yo firmaría por volver a entrar en Gran Hermano VIP el año que viene. Si tienen rencor, ajo y agua».

“Con todos los que he llegado a la final no soy afín a ninguno, soy la resistencia. Bastante paciencia he tenido”, reflexionaba Carlos Lozano antes de comentar que los mejores momentos en la casa fueron las fiestas y la visita de su novia Miriam. “Me llevo una experiencia muy bonita”, concluía.

Vía | Telecinco


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.