Belén Esteban, divorciada, no defenderá más a Fran

Belén Esteban, divorciada, no defenderá más a Fran

Escrito por: Elisa    19 mayo 2012     2 minutos

Belén Esteban asegura que su matrimonio ha llegado al final y que no va a volver a defender más a Fran.

Belén Esteban se sienta en el Deluxe para hablar de su divorcio, dejando claro que no ha cobrado por la entrevista y que acude como compañera de trabajo. Aseguraba que la rubia no era el detonante, sí lo era la situación en la que le había visto en la plaza, y no se explicaba como teniendo su familia enfrente le habían dejado salir así.

«Ayer firmé el divorcio en mi casa, Toño subió los papeles, Fran estaba delante y no quería leer los papeles y fue un drama, un drama…», contaba Belén Esteban sobre el momento en el que sellaron su divorcio. Aunque matizaba: «No se han presentado los papeles por Fran, pero yo he dado la orden y se tiene que hacer». «Mi hija estaba en el ático con su profesora, no se enteró de nada», contaba sobre este momento y explicaba: «Fran se ha ido hoy de casa a las cuatro de la tarde».

Remarcaba que es un punto y final. «Quiero que a mí se me tenga respeto. No quiero escuchar cosas malas suyas», seguía hablando. «Me da vergüenza y humillacion, lo de la plaza. Yo, ¿qué pinto ahí? Hablando todo el mundo. Yo estoy casada y no doy ni picos ni morreos con lengua a nadie. ¿Qué es mentira?, bueno, ¿qué es verdad…? A partir de ayer él y la menda nos podemos morrear con quien nos dé la gana», aseguraba de manera tajante.

«No voy a defender a Fran, pero no voy a permitir que se le tire por todos los sitios», volvía a comentar. «Le deseo que le quieran como yo le he querido y que le hagan feliz y le den un hijo como quería… Yo he estado con mi marido por amor», añadía.

También lanzaba una pregunta al aire: «¿Entiende la gente porqué yo no quería que fuera al bar?» «Estoy cansada de entregar todo yo», decía. «Cuando se fue del bar, fue todo muy duro y Fran es muy especial, es una bellísima persona, pero otras veces no. Nunca me ha faltado el respeto ni mi hija ha visto nada que no debería ver», seguía la de San Blas con su narración. «Fran cambió cuando se casó, antes éramos él y yo… Me ha ocultado muchas cosas», matizaba.

Por enésima vez, verbalizaba que ésta es la definitiva y aseguraba que va a ser muy duro vivir sin él. Se le caían las primeras lágrimas cuando recordaba cómo se despedía de su hija Andrea sin que ésta supiese que se marchaba de casa. También ofrecía su ayuda a su marido y a su familia a través de Toño Sanchís y narraba que Fran le pidió una oportunidad hasta el momento en que salió de la casa de Belén en Paracuellos.

Podéis seguir La Cosa Rosa en Twitter (@Lacosarosa)

Deja un comentario


Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.