19 agosto 2012 Casa Real, Curiosidades

La prensa de Mallorca parece estar harta de la Casa Real. Este verano está siendo de los más duros en la isla para poder trabajar a gusto y Paloma Barrientos en Vanitatis ha querido hacerse eco de la situación a través de un artículo que ahora os comentamos.

“En unos momentos en que los reportajes se pagan a la baja y, por lo tanto, si no hay material nuevo, el coste de nuestra estancia aquí es alto para los medios o para los frelance. El año pasado con las salidas habituales cubríamos el verano. Este año ha sido un desastre” declara un reportero gráfico.

“Antes, al príncipe, a las infantas y a los niños se les podia fotografiar cuando navegaban en Calanova a 15 metros. Ahora tenemos que hacer las fotos a 200 metros. Ya no hay facilidades y es la politica de prensa de la Casa Real”.

La marcha apresurada de los hijos de la infanta Cristina a Barcelona fue, posiblemente, el inicio de todo este despropósito, “Primero aterrizaron ellas y esperaron a los niños Urdangarin, que venían de Barcelona acompañados de la cuidadora y cuatro escoltas. Salieron por la sala de autoridades y la prensa que hacía guardia solo pudo fotografiar los coches, lo cual no sirvió para nada”.

Poco más hay que añadir. Los compañeros están de guardia para ganar dinero con unas fotos. Si no se colabora con ellos y tampoco se promociona la isla de Mallorca para evitar a los fotógrafos estamos ante un verano bastante raro provocado por los recientes acontecimientos sucedidos en palacio. ¿Qué pensáis?

Síguenos en Twitter

Comentarios

1 comentario
  • Nip/Tuck

    En el momento menos pensando queden en vela una noche, por acuerdo masivo, y tomen a la fuerza a Marivent, lo venden y las ganancias van a todos los parados que sufren necesidad

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *