28 febrero 2017 Cine, Curiosidades

warrenbeatty

Warren Beatty fue el involuntario protagonista de la gala de los Oscar. Su error ha sido reproducido ya millones de veces en internet y en los informativos de todo el mundo. Lo que no sabíamos es qué sucedió una vez que el actor se bajó del escenario. Os lo contamos a continuación.

Un testigo presencial ha confirmado que el actor estaba “avergonzado”. Cuando estaba a punto de entrar en un ascensor fue interceptado por un trabajador de PriceWaterHouse, la empresa culpable del desaguisado, que le pidió el sobre del error pero se negó a dárselo.

La misma fuente comenta que el actor quería guardar los sobres para demostrar que los culpables fueron los de la antedicha empresa y no él. “Warren puede ser algo paranoico a veces” comenta la fuente. Otra fuente fiable, Vanity Fair, ha publicado que fue el propio Gary Natoli, regidor, el que le pidió los sobres.

“Me los quedo. Le daré su sobre al director de Moonlight cuando llegue el momento apropiado” respondió Warren. Es más, Beatty le pidió a Brian Cullinan, la persona que le dio el sobre equivocado, que le diera los dos sobres. No estuvo presente en la fiesta de la citada revista debido a la vergüenza que sentía por todo lo que os acabamos de comentar. Sed vosotros, como siempre os invitamos a hacer, los que valoréis estas declaraciones. ¿Qué pensáis de la actitud de Beatty? Abrimos las líneas de debate para que nos enviéis todo tipo de comentarios, opiniones e ideas sobre el tema.

Vía | Page Six

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *