6 agosto 2016 Televisión

luis-rollan

A Luis Rollán se le acabó el crédito al irse conociendo las mentiras que ha ido diciendo en estos últimos días. Ni su pose, ni su moreno, ni su altivez le sirvieron para aguantar los resultados del polígrafo y terminó hundido y con las dudas de todos los que antes eran sus amigos.

Si ya por la tarde Isa Pantoja comentaba que dudaba de él y de que no hubiera vendido a su madre y a ella. Lo de la noche fue de traca. Con un vestuario indescriptible, Rollán se sentaba en plan Pantoja para intentar demostrar su verdad con un divismo que fue desapareciendo a medida que la máquina de Conchita iba dando sus resultados.

Y es que Rollán mintió en el cincuenta por ciento de las respuestas. Lo hizo al decir que no había dejado a Laura Matamoros y a Irene a seiscientos metros de su hotel para que Jordi Martín les hiciera una foto, al indicar que se había llevado mil quinientos euros de las fotos de la antedicha para pagar una deuda de Jordi con un amigo suyo, al comentar que no había cobrado dos mil euros por unas fotos de Isabel Gemio con su nueva pareja, al confesar que no había dado información de Kiko Rivera, al indicar que no había avisado a Martín de la presencia del antedicho en el AVE y de su hermano Fran Rivera, al reconocer que no había pensado en irse a Miami con el susodicho fotógrafo y al sentenciar que nunca había estado enamorado de Martín.

Con semejantes mentiras nadie necesita de sus verdades. Rollán terminó muy tocado y con la desconfianza de todos los anteriores a los que se unen Mila Ximénez, Nagore Robles, Isa Pantoja y ya veremos si Rocío Carrasco. Sed vosotros los que opinéis al respecto.

Vía | Telecinco

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *