16 enero 2009 Declaraciones, Gente

baronesa_thyssen.jpg

Cuando pensábamos que el culebrón de Los Thyssen había finalizado tras el comunicado oficial de Borja Thyssen, declarando que Sasha es hijo suyo en su tercera prueba de paternidad, que como todos bien sabemos, se las hizo para acallar las desconfianzas de su madre y así su hijo poder tener el trato que se merece por su parte al igual que los derechos en temas de herencia. No podemos olvidar las controversias vertidas desde que naciera el bebe y Tita Cervera alias la Baronesa Thyssen, siempre puso en tela de juicio.

No quedando conforme o queriendo hacer un lavado de todo lo pasado. También con un comunicado Tita, lo hace de un modo como queriendo tapar todas las declaraciones vertidas en estos últimos meses. Y dejando como siempre a la prensa como la mentirosa de turno que se ha inventado las palabras.

Porque aquí todo últimamente va con comunicados oficiales y en algún medio o revista bajo previo pago de cheque. Pero resulta que ahora tenemos que olvidar los vídeos y declaraciones de Tita en las cuales por ejemplo nos deleito con frases como: los hijos de las hijas, nietos son; los de los hijos lo son o no lo son. Y es que nos quiere tachar de ciegos y sordos.

El comunicado es de risa y ya ha levantado gran polvareda en los medios de comunicación o de quienes han seguido este culebrón. Ella declara con palabras textuales que son inexactas las informaciones sobre las supuestas desavenencias con mi hijo Borja y su esposa, y tomará medidas legales contra todos aquellos que invadan su intimidad.

Claro que también tenemos que olvidar cuando se supo la fecha del enlace de su hijo Borja y su nuera Blanca Cuesta, las flores que Tita les envió como declaraciones, han sido mentira, todo manipulación de la prensa. Con la consecuencia su hijo se salto a la torera los despotriques de su madre y se caso sin invitar a su propia madre a la boda. Solo porque a la baronesa no le gustaba que su hijo se casara con alguien que solo lo hacia por su dinero y las grandes sumas que llevaba gastadas Borja desde que salía con Blanca.

En fin ojos para ver y oídos para escuchar. Y sobre todo que pronto se ha olvidado Tita de donde viene y donde esta.

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *