2 marzo 2015 Declaraciones, Gente, Reality shows, Televisión

Gran Hermano VIP se defiende de las acusaciones de tongo

Ayer en El debate de Gran Hermano VIP querían dejar claro que el jueves no se produjo ninguna irregularidad en las votaciones en las que salía expulsada Ares Teixidó con el 51,1 por ciento de los votos y con el 48,9 por ciento de los votos para Belén Esteban. Al programa acudía Francisco Camuñas, director de operaciones de Eurostar Media Group, la empresa que gestiona las bases de las votaciones y afirmaba que estas no se pueden manipular. “Los votos no se pueden manipular y los porcentajes, que calcula un ordenador automáticamente, están firmados por un notario”, explicaba.

El invitado comentaba cómo funciona el proceso de votación: “Para resumirlo, los espectadores pueden votar a través de la APP, sms, o llamadas. Todos los votos se procesan automáticamente por un sistema informático, se tramitan y se calculan los porcentajes y el certificado de los resultados lo firma un notario, en este caso, Luis Pérez Escolar Hernando”.

Jordi González le preguntaba si se pueden manipular los resultados. “No se pueden manipular. Las numeraciones son seguras; si llegan votos de un número de teléfono no identificado, no se computan”. “Según las bases notariales, se pueden votar 200 veces por número de teléfono”, señalaba. El presentador también le pedía que indicará qué porcentaje de votos se recibieron en los últimos cuarenta minutos, a lo que respondía: “El 60% de los votos entraron en esa franja de tiempo”.

Sin embargo, en Twitter las explicaciones no convencían a algunos que seguían pensando que el jueves ocurría algo raro: votos que no se contabilizaron, cierre de teléfonos precipitado justo cuando los porcentajes estaban en contra de Ares Teixidó…

Vía | Telecinco

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *