25 agosto 2012 Cine, Parejas

Tom Cruise ha logrado salvar los muebles y no tendrá que pagarle a Katie Holmes todo lo que se supone que debía pagarle. TMZ publica que tanto los familiares como los amigos de la pareja están sorprendidos de que Katie no se haya llevado muchísimo más dinero al año sobre todo teniendo en cuenta la fortuna de doscientos cincuenta millones de dólares del actor.

De momento el actor tendrá que pagar cuatrocientos mil dólares anuales a Katie como pensión de manutención de su hija. Eso significa que la cifra mensual, que se pagará mediante transferencia electrónica, es de treinta y tres mil trescientos treinta y tres dólares.

El actor pagará esta cantidad durante los próximos doce años, cuando Suri cumpla dieciocho años se acabará la pensión y su hija habrá recibido 4,8 millones de dólares en total. Tom también pagará aparte otros gastos como el dentista, ingresos hospitalarios, actividades extraescolares y todo lo que necesite su hija.

La pareja ha llegado a un acuerdo para que la niña no vaya a una escuela como alumna interna sino que vaya y venga a diario del colegio que escojan ambos. Katie Holmes ha demostrado ser una señora ya que de todo esto no se llevará ni un céntimo.

La actriz sabe que bajo la ley de Nueva York podría haber logrado mucho más dinero pero ha optado por arreglar la situación cuanto antes. Siempre ha dicho que sólo quería el divorcio de Tom y nada más, eso es lo que acaba de conseguir.

Síguenos en Twitter

Foto | Gtres

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *