25 marzo 2016 Música

Madonna aparece tarde y con signos de embriaguez en su concierto en Louisville

Si ayer mismo os comentábamos que Madonna usaba señales de tráfico falsas para aparcar donde le apetecía, hoy tenemos que comentaros la reacción de la ambición rubia a esta noticia. Según la cantante, ella tiene “derecho” a hacer lo que hace. Os contamos los detalles.

Al parecer, la cantante compró su apartamento teniendo siempre en cuenta que podría tener derecho a aparcar en la puerta del mismo. Es más, indica que donde pone la falsa señal de prohibido aparcar es en la misma entrada hacia su garaje privado. El departamento encargado de estas cuestiones ha indicado que es cierto lo que dice la artista pero que no tiene derecho a pintar el bordillo de amarillo y tampoco a usar señales de tráfico para prohibir que la gente aparque.

Ella, como siempre, ha usado Instagram para destacar que “sí p****, soy Madonna y esa es la entrada a mi garaje. Si la gente aparca enfrente no puedo entrar. Siento que a la ciudad no le guste el color amarillo. Lo pintaremos de gris para que nuestros vecinos estén felices. Lo siento. Por culpa de esto tendré que rezar tres avemarías durante la pascua”.

Al menos constatamos que el sentido del humor no lo ha perdido. Ahora bien, que haya pagado cuarenta millones de dólares por un apartamento no le da derecho alguno a hacer de su capa un sayo y mucho menos a provocar al resto de vecinos. Sed vosotros, como siempre os decimos, los que opinéis a este respecto.

Vía | TMZ

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *