1 enero 2013 Cine, Curiosidades

lindsay-lohan

La cabra siempre tira al monte, que diría mi abuelo, y Lindsay Lohan no iba a ser menos. La actriz está pasando estas fiesta en Londres y ayer fue vista en un estado lamentable, podéis ver las fotos en Radar, poco antes de entrar en el hotel Dorchester. Con la ropa manchada, con la vista perdida y casi en volandas de su guardaespaldas hizo su entrada “triunfal” en el citado establecimiento.

Al menos en su Twitter sí tuvo tiempo de mostrar su alegría al reconocer que “me siento bendecida por Dios al tener a mi madre, a mi hermana, a mi familia y a mis fantásticos amigos. Este nuevo año sólo puede traernos cosas positivas”.

Lo de su escapada a Londres para intentar dar el esquinazo a la feroz prensa americana ha sido un buen intento pero ha venido a meterse en la boca del lobo. La prensa británica es muchísimo peor que la americana para este tipo de escándalos y Lohan ya no sabe demasiado bien qué hacer para tener intimidad.

Esta nueva aparición pública vendría igualmente a complicar su relación con los juzgados. Hasta ocho meses de prisión le esperarían a su regreso a Estados Unidos de confirmarse que robó el famoso collar y que le mintió a la policía en su accidente de tráfico. De confirmarse esta triste noticia para ella podríamos decir que estaríamos presenciando el punto final de la carrera de la actriz.

Esperemos que no sea así aunque nos gustaría conocer, una vez más, vuestra opinión al respecto. ¿Cómo pensáis que será 2013 para Lindsay Lohan?

Síguenos en Twitter

Comentarios

1 comentario

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 1 enero 2013

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *