4 febrero 2011 Cine, Declaraciones, Televisión

Kim Kardashian y Gabriel Aubry podrían estar saliendo juntos

La pareja formada por Berry y Aubrey hizo aguas a mediados de 2010 y desde principios de 2011 no cesan de aparecer nuevas informaciones que apuntan a distintos motivos para esta ruptura. Si recientemente era Berry la que pedía la custodia de su hija por una serie de motivos, ahora se ha sabido que Kim Kardashian fue la mujer que provocó la primera crisis en la pareja.

Fue el pasado mes de noviembre cuando Kim y Gabriel acudieron juntos a un partido de los Lakers y todo empezó a tornarse de lo más extraño en la relación que hasta entonces era cordial entre Berry y Aubrey. Lo que más le molestó a Berry fue que alguien como Kim Kardashian, siempre rodeada de cámaras de televisión, pudiera compartir ese momento tanto con el padre de su hija como con su hija. La mera posibilidad de que la televisiva entrara en contacto con su hija le provocó un enfado monumental en la oscarizada actriz.

La revista People ha sido la encargada de dar esta noticia. Amigos cercanos a Aubrey comentan que aunque el joven conocía el enfado de Berry, no era su pensamiento usar a su hija Nahla para nada. “Siempre ha tenido claro que hasta que no lleve seis meses con una persona no se la va a presentar a su hija, nunca pensó que Nahla iba a salir en la televisión o que iba a haber ningún tipo de relación entre Kim y su hija”.

El mayor grado de cabreo le vino a Berry cuando apenas un mes después de esta salida nocturna con Kim Kardashian presentó una demanda en el juzgado para pedir legalmente la custodia de la hija de ambos. Aubrey quizás no haya actuado del todo bien y Berry quizás siga enamorada de él. Sea lo que sea estamos ya ante uno de los litigios que más darán que hablar durante este primer semestre de 2011. Seguiremos informando.

Foto | Gtres

Comentarios

1 comentario
  • Kim tampoco es el mismísimo diablo. Puede que lleve una vida loca a base del famoseo que le permiten su cuerpo y sus amistades. Pero no creo que influya tanto su presencia en el desarrollo personal de la niña.
    En fin, una madre es una madre.
    Besos de Lulu

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *