26 agosto 2012 Curiosidades, Música, Televisión

Katy Perry puede ser lo que queramos pero las ideas las tiene bastante claras. Desde que comenzó American Idol siempre ha dicho que no le interesa ser jurado del programa y parece que va a conseguir su objetivo. La joven ha rechazado la friolera de 20 millones de dólares y ha comentado que prefiere seguir con su carrera artística.

La cifra es bastante elevada y aunque la productora comenzó ofreciendo dieciocho millones de dólares llegó a añadir dos más. Todo para nada. Katy no dudó en comentarles que el dinero no era el problema, simple y llanamente no quería ser parte del programa.

Aparte de su agenda, la cantante ha alegado distintos motivos para no aceptar tan abultada cantidad de dinero. La primera es su la ética y la segunda es que ella piensa que es la mejor decisión para salvar su carrera y encauzar su futuro profesional.

Lo más curioso del caso es que Mariah Carey debe estar un poco enfadada al comprobar que a ella jamás le ofrecieron 20 millones sino “sólo” 18. Es más que posible que esté furiosa pero estamos convencidos de que no llegará la sangre al río.

Ahora sed vosotros los que opinéis sobre la decisión de Katy Perry. ¿Pensáis que puede arrepentirse de no haber cobrado veinte millones de dólares por un año de trabajo? ¿Es la decisión acertada la que ha tomado Katy? ¿El futuro no será tan prometedor para la cantante? Comentadnos todo lo que os apetezca sobre esta noticia.

Síguenos en Twitter

Vía | TMZ

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 26 agosto 2012

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *