10 diciembre 2009 Declaraciones, Gente, Televisión

Jorge Javier Vázquez

En el programa Sálvame han mostrado una imagen de Belén Esteban muy camuflada donde apenás se puede intuir la reconstrucción que le han hecho en la Clínica Teknon de Barcelona. La de San Blas aparecía con la nariz tapada por una férula, con el cuello bastante tapado, gafas de sol y con una gorra en la cabeza. Mirando con lupa la imagen se puede observar las arruguitas que tenía junto a los labios se han esfumado.

Belén Esteban intentó tomar todas las medidas necesarias para evitar que las cámaras captaran su rostro aún afectado por la operación. Todavía no hemos podido discubrir el nuevo aspecto, pero su amigo Jorge Javier Vázquez informaba a la audiencia de la última conversación con su compañera: “Cuando ha visto su nueva cara se ha puesto a llorar de emoción”, explicaba el presentador.

El presentador volvía a insistir a Belén que seguramente estuviera viendo el programa desde su casa, que el público está deseando verle o escuchar su voz y lanzó al aire la posibilidad de que mañana podamos escucharla por primera vez tras su operación. Algo que Jorge Javier no para de rogar a la musa de San Blas que tras, la operación pretende ser la nueva Eliza Doolittle, protagonista de My Fair Lady, un largo camino le queda para llegar hasta ese punto y para las Campanadas quedan 21 días.

Esperamos la comparecencia de la esquiva Belén, intuímos que primero en “su revista” Lecturas, luego en “su programa” Sálvame Deluxe o en La Noria para sacar la paga extra de Navidad y después a su programa diario. Eso sí, le queda muy poco para las Campanadas y para que su cara esté recuperada de tanta agresión quirúrgica.

Vía | Telecinco

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *