3 septiembre 2016 Televisión

aramisfuster

Aramis Fuster acudía ayer al Deluxe vestida para matar y con una asombrosa mejoría al caminar. La otrora vidente se sentó solo frente a Kiko Matamoros, Lydia Lozano, Chelo García Cortés, Jimmy Giménez Arnau y María Patiño. El resto de colaboradores se marchó del estudio por la misma dignidad que les llevó a burlarse de esta señora hace unos días.

Y que conste que, como nos indicaba una amable lectora hace unos días, lo de la mentira de Fuster sobre su cáncer de piel es de juzgado de guardia pero ayer se pensaban que iba a ser un nuevo pin, pan, pum contra la vidente y ella, que tiene más tiros que la bandera del Tercio, supo lidiar con los morlacos que tenía delante.

Tras responder a las preguntas de su polígrafo, donde lo negó todo salvo la venta de fotografías de alto voltaje que vende y que se considera una diosa de las artes amatorias. Comenzó el dantesco espectáculo con una maldición de Fuster contra Matamoros, que parecía que estaba en el antiguo espectáculo que ofrecía El Molino en Barcelona, en la que le indicó que “No se te va a volver a levantar nunca más”.

Tras semejante frase comenzó el ambiente a caldearse. Aramis respondió a la pregunta de si había ejercido la profesión más antigua del mundo que “todavía no” y que si lo hiciera sería “de lujo”. Giménez Arnau le indicó que le apuntara el primero en la lista y Matamoros le espetó “has trabajado ya de p*** y ahora dices que no. ¿Qué me harías por diez euros?”.

Con el nivel del programa en busca y captura, llegó el momento estrella. Chelo García Cortés le espetó “No tienes vergüenza, no es la primera vez que finges que te quieres suicidar, eres una estafadora, la gente que se suicida no lo dicen, lo hacen”. Fuster amenazó con marcharse y fue la periodista la que se marchó junto a los desterrados por dignidad. Con esto se acabó el sainete, esperemos, y una vez que Fuster volvió a cobrar se echó el telón. Esperamos vuestros comentarios al respecto.

Vía | Telecinco

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *